La apertura del CGTD como símbolo de la nueva normalidad

La apertura del CGTD como símbolo de la nueva normalidad

La apertura del CGTD de Pontevedra se convirtió en un sinónimo de la nueva normalidad para los atletas de la Sociedad Gimnástica de Pontevedra. Hasta el 22 de junio tan solo podían entrenar en las pistas los Deportistas de Alto Nivel (DAN). Esto provocó que, con la desescalada, los atletas gimnásticos tuvieran que desplazarse a las inmediaciones del Río Lérez para poder llevar a cabo sus entrenamientos.

El regreso del tartán ha afectado a los atletas. Ellos mismos han comentado que tenían ganas de volver a entrenar juntos y de ver a sus compañeros, aunque las condiciones son distintas y provoquen limitaciones en el desarrollo de los entrenamientos.

Iria Filgueira, lanzadora de martillo, lo califica como extraño, pero positivo:

Para la mayoría de ellos, la apertura ha supuesto un avance de libertad y un aproximamiento hacia lo que es “un entrenamiento más normal, más en serio, con los clavos y los tacos, que te preparan mucho más”, según ha comentado Pedro Fernández, velocista del club, al que, aunque hubiera montado un pequeño gimnasio en su casa el confinamiento le acortó su desarrollo atlético y, por ello, “anhelaba volver a la pista”.

Este cambio también lo notaron los saltadores. Marta González calificó positivamente la apertura del CGTD, ya que ahora puede entrenar con más facilidades y con todos los utensilios que hay en una pista de atletismo:

A ella y a Marta Barragáns, a diferencia de la mayoría de los atletas, los entrenamientos en el confinamiento les favorecieron. La primera reconoce que “siempre le ha gustado mucho entrenar en casa” y que le motivaba “ver que todo el grupo teníamos trabajo diario, que el entrenador se preocupaba porque lo tuviéramos de forma semanal y que estuviese pendiente de nosotros”. Para la segunda, el confinamiento le vino bien físicamente. Ella misma asegura que está en mejor condición física que antes del confinamiento y que eso se nota a la hora de saltar.

Esta vuelta de la cuarentena también la notaron los propios entrenadores. Alfonso Palomanes, míster de saltos de longitud y triple, confiesa que ve a sus pupilos en buen estado de forma a pesar de las condiciones y del confinamiento.

Pero en lo que hace especial mención es en las ganas y la motivación que traen después de estar meses encerrados, algo en lo que coinciden todos, tanto atletas como místeres. Los entrenadores buscarán que esas ganas se mantengan todo el verano para la vuelta a la competición. Precisamente como el calendario competitivo está fijado para septiembre, sus entrenamientos se basan en una “pretemporada mixta”:

Sin embargo, el principal objetivo para ellos es que “compitan, que vuelvan a meterse en el atletismo en este 2020”. No le piden mucho más a una temporada tan atípica. Lo primordial para ellos es que disfruten haciendo lo que les gusta.

Vuelven los entrenamientos en grupo

Vuelven los entrenamientos en grupo

Los entrenamientos en grupo empezaron a permitirse a partir del lunes 25 de mayo. En los territorios que están en fase 1 los grupos de entrenamiento serán de hasta diez personas y en fase 2 se permiten hasta quince, siempre manteniendo la distancia de seguridad.

De esta forma, los atletas de la Sociedad Gimnástica de Pontevedra han vuelto a verse las caras, después de más de dos meses entrenando de forma individual. En todo este tiempo, los entrenadores les han mandado ejercicios que ellos harían a su ritmo. Las dinámicas iban enfocadas más al mantenimiento para que la vuelta a la normalidad no fuera más dura.

Los entrenadores de la Sociedad Gimnástica de Pontevedra coinciden positivamente en que sus atletas sí cumplieron los ejercicios marcados. Sin embargo, lejos de volver a entrenar como en plena temporada, el ritmo de trabajo se asemeja más a una pretemporada, ya que aún no se sabe cuándo se reanudará la competición. Además, como la pista de atletismo del CGTD sigue cerrada para los atletas que no son de alto nivel, tuvieron que buscar una ubicación tranquila al lado del Río Lérez.

La Sociedad Gimnástica empieza a entrenar la desescalada

La Sociedad Gimnástica empieza a entrenar la desescalada

Después de varios días de extremo confinamiento, las autoridades sanitarias anunciaron hace tres semanas los horarios para poder salir a entrenar al aire libre. Nuestros atletas aprovecharon la ocasión y empezaron a estirar las piernas de forma paulatina para evitar lesiones.

Hasta ahora los entrenamientos que han podido hacer han sido individuales. La mayoría de ellos continúa con el plan que les envían sus entrenadores y cada atleta lo realiza por su cuenta, tanto en sus casas como al aire libre. A partir del lunes, 25 de mayo seguiremos desescalando hacia la normalidad y se retomarán los grupos de entrenamiento, por lo que las dinámicas de atletas y entrenadores de la Sociedad Gimnástica de Pontevedra podrán reanudarse.

Sin embargo, durante este tiempo de desescalada, especialmente notable ha sido el cambio en los corredores y marchadores, ya que sus ejercicios en casa acababan siendo limitados.

Manuel ‘Huracán’ Hurtado nos cuenta, precisamente, cómo esta desescalada ayuda a que los entrenamientos de los fondistas vuelvan a la normalidad que vivían antes de la llegada del coronavirus:

Manuel Hurtado entrenando con mascarilla
Manuel Hurtado entrenando con mascarilla

Carlos Porto lleva varios días saliendo a entrenar al aire libre, pero al principio le ha costado volver al ritmo de trabajo:

Carlos Porto
Carlos Porto, después de un entrenamiento

Antía y Daniel Chamosa, ambos marchadores, tienen la suerte de entrenar juntos. Durante la cuarentena aprovecharon el mini gimnasio que tienen montado en casa con las cintas y la bicicleta.

Antía Chamosa entrenando en la playa
Antía Chamosa entrenando en la playa

Sin embargo, la vuelta a los entrenamientos normales también les ha costado. Así nos lo cuenta Antía:

Dani Chamosa entrenando por la playa
Dani Chamosa entrenando por la playa

A Dani Chamosa este confinamiento le ha llegado después de un tiempo de parón debido a una lesión; por lo que la vuelta fue aún más difícil. Sin embargo, él lo ve como un punto positivo para “valorar y disfrutar más de lo que nos gusta” y, sobre todo, como un tiempo de reposo en mitad de la temporada que sirve para mejorar y dedicarle más tiempo a aspectos que durante un año atlético no se puede:

Pero no solo los fondistas o marchadores están disfrutando de la nueva libertad de la desescalada.

Anxo Blanco aprovecha la arena de la playa y de los parques para buscar algo parecido al foso, ya que las pistas de atletismo siguen cerradas para él. Sin embargo, aunque las instalaciones se asemejan, las condiciones obligan a que los entrenamientos no sean como si estuviéramos en condiciones normales:

Anxo Blanco entrenando en la playa
Anxo Blanco entrenando en la playa

En lo que sí coinciden todos nuestros atletas es que este punto de inflexión en la temporada se lo están tomando como una época de pretemporada, de mantenimiento y mejora para volver más fuerte de cara a la reanudación de las competiciones.

PAULA MARTÍN: “Ahora mismo tenemos el equilibrio perfecto en el equipo femenino”

PAULA MARTÍN: “Ahora mismo tenemos el equilibrio perfecto en el equipo femenino”

Paula Martín Pandelo es una de las atletas que más siente los colores de la Sociedad Gimnástica de Pontevedra. En 2008, con 14 años, debutó en una jornada de liga con el equipo absoluto. Desde entonces, ha apoyado al club en todo lo que pudo. El año pasado, incluso, venía desde Alemania para ayudar a conseguir puntos.

En esta entrevista nos cuenta, entre otras cosas, qué es lo que siente por este club, cómo vivió el ascenso frustrado a Primera División en 2012 y cómo lo disfrutó cuatro años más tarde en Cáceres.

Pregunta: ¿Cómo está afectando el coronavirus a tu situación actual, tanto atlética como personalmente?

Respuesta: Esta es una situación complicada y nueva para todos y a cada persona le ha afectado de una u otra forma. A los atletas nos ha frenado en seco. Yo al principio me sentí un poco frustrada, no se me ocurría nada más que pudiera hacer en casa. Pero como también comentaba “Santi Padre” en una entrevista anterior, tenemos que entenderlo como una lesión de la que saldremos con más ganas que nunca.

Personalmente también me ha afectado al haberlo vivido en primera línea con pacientes que, por no ir al hospital, venían a la farmacia con tos, dolor de garganta, fiebre… Y, al final, lo acabé cogiendo yo también. Pero si algo tiene de bueno es que ahora soy parte de ese 5% de personas inmunes, o sea que, en cuanto pueda escaparme a Pontevedra, espero muchos besos y abrazos en el reencuentro (risas).

“Mi compromiso con el club va más allá del atletismo”


Paula Martín | Foto: Luis Tojal
Paula Martín | Foto: Luis Tojal

P: Estuviste un año viviendo en Alemania y seguías viniendo para defender los colores del club en las ligas, ¿a qué se debe tanto compromiso y sacrificio? ¿Qué es lo que te ata a este club?

R: De mi experiencia en Alemania aprendí muchas cosas. Entre ellas me sirvió para darme cuenta de que mi definición de atletismo no tiene nada que ver con el deporte. En otras palabras, no es únicamente el atletismo lo que me hace feliz; es mi gente, mi familia deportiva, las carcajadas y los llantos en los entrenamientos, las competiciones por equipos, la confianza. Mi compromiso con el club va más allá del atletismo, yo estoy comprometida con los amigos y la familia que este deporte ha puesto en mi camino.

P: En 2008 participaste por primera vez con el equipo absoluto en una jornada de liga. Fue en los relevos 4×100. Desde entonces, ¿cómo ha cambiado el equipo femenino?

R: Creo que, salvo un par de atletas, el equipo es completamente diferente. En el 2008 teníamos un equipo más maduro, con mucha experiencia, ideal para que una niña de 14 años como yo aprendiese muchísimo de todas las integrantes. Ahora el grupo es joven, muy unido porque la mayoría tienen edades similares, con mucha energía y, a su vez, adulto y sensato. Creo que ahora mismo tenemos el equilibrio perfecto en el equipo femenino.

P: Llevas doce años en el equipo absoluto, has competido tanto en Primera como en Segunda División, ¿con qué anécdota positiva te quedarías de las jornadas de ligas?

R: Se me ocurren muchas. Sin ir más lejos, el año pasado en la primera jornada de liga en Pontevedra. Al terminar la competición, de la nada, todas las atletas de los cuatro clubes nos dimos la mano y formamos un corro enorme que ocupaba la mitad de la hierba. Cantamos, gritamos, bailamos… Fue un momento muy bonito, una muestra de deportividad. Minutos antes éramos rivales, pero qué importaba eso ya.

P: ¿Y negativa?

R: En el ascenso en Cáceres estuvieron a punto de descalificarnos en el relevo. Daba igual porque matemáticamente ya habíamos ascendido, pero por un momento se me paró el corazón.

P: ¿Cómo sentó en el equipo que, tras el segundo puesto alcanzado en 2012 en Alcorcón que suponía el ascenso, no hubierais subido finalmente de categoría?

R: Esa competición… La única capaz de traerme tan buenos y malos recuerdos a la vez. La mejor competición de mi vida, la competición que me hizo vivir un sueño, conseguimos hacer de lo imposible una realidad.
Nos lo jugábamos todo en el relevo y Santi me pidió por favor que nuestro sueño se hiciera realidad desde lo alto de la colina que hay en la contrarrecta en Alcorcón. Nunca corrí tan rápido. Nunca había tenido tantas ganas de llorar de felicidad, de gritar, de tirarme a la ría, todo lo demás daba igual. Y aquella llamada de Cortegoso, que lo había vivido con la misma emoción que nosotras, para darme la noticia de que teníamos que renunciar… fue muy duro para todo el equipo.

P: El equipo femenino va mejorando paulatinamente cada año, ¿confías en que en algún momento ascienda a División de Honor?

R: La calidad y la proyección de las atletas que tenemos en el equipo ahora mismo es inmensa. No me cabe la menor duda de que en algún momento se llegará al nivel necesario para estar en División de Honor, aunque es cierto que influyen muchas cosas más.

P: ¿Con qué campeonato a nivel individual te quedas?

R: Con un control de marcas en Ourense en el que conseguí la mínima para el Campeonato de España en pértiga. Era mi última oportunidad y ya no contaba con hacerla, y cuando caí en la colchoneta no me lo creía. Quizás por eso me gusta competir en Ourense. En el módulo fue mi primera competición de pértiga de mi vida, que también me hace ilusión recordar.

P: ¿Y colectivo?
El equipo femenino celebrando el ascenso a Primera División después del primer puesto alcanzado en Cáceres en 2016
El equipo femenino celebrando el ascenso a Primera División después del primer puesto alcanzado en Cáceres en 2016 | Foto: Luis Tojal

R: El ascenso en Cáceres en el 2016. El ascenso de verdad, el bueno. Después de quedarnos con la miel en los labios el año anterior, esta vez salió todo redondo, de sobresaliente. Algunos chicos del equipo masculino vinieron a vernos, al volver eran todo felicitaciones. Me sentí realizada, satisfecha y muy arropada. Recuerdo que recibí incluso mensajes de jueces alegrándose por nosotras, y por eso me gustaría hacerles una mención especial, porque siempre están ahí aguantando lluvia, calor o frío con una sonrisa y sin ellos no habría competiciones.

P: Este año debido al coronavirus se han suspendido las jornadas de liga, ¿qué mensaje le mandarías a todo el equipo?

R: De todo se aprende, y de esta crisis queda claro que nuestra familia, amigos y compañeros son lo más importante que tenemos, y es por eso que tenemos que aprovechar al máximo nuestras aficiones y todo lo que nos hace felices. Tomar algo en una terraza, dar un paseo por la playa, darles un achuchón a los abuelos, correr, entrenar, competir… todos nuestros hobbies. Tenemos que exprimir cada momento que pasamos haciendo algo que nos gusta. Y ánimo, que ya queda menos. ¡Nos vemos en las pistas!

Paula Martín en la segunda jornada de liga de 2019 | Foto: Luis Tojal
Paula Martín en la segunda jornada de liga de 2019 | Foto: Luis Tojal
Tres atletas de la Sociedad Gimnástica de Pontevedra en la Selección Gallega de Cross

Tres atletas de la Sociedad Gimnástica de Pontevedra en la Selección Gallega de Cross

La Federación Gallega de Atletismo ha publicado la circular de los/as atletas que formarán la selección gallega de cross para el Campeonato de España de Campo a Través por Federaciones. Se celebrará en Zaragoza el 8 de marzo.

Entre todos los/as corredores que conformarán la expedición gallega, hay tres atletas de la Sociedad Gimnástica de Pontevedra. Estos son Manuel Hurtado y Carlos Porto en la categoría senior masculino; y Paula de la Torre en sub20 femenina. El gran estado de forma de estos tres atletas es evidente y por ello la Federación Gallega ha contado con ellos.

Manuel Hurtado, además de quedar en el puesto 18 en la pasada competición nacional de cross por equipos celebrada el Soria el 23 de febrero, fue segundo en el Campeonato de Galicia de Campo a Través.

Carlos Porto en esa misma competición quedó cuarto. Este resultado de cross se suma a su reciente oro en el Campeonato Gallego de Pista Cubierta en el 1500ml, prueba en la que también consiguió la marca mínima para el Campeonato de España Bajo Techo.

Por último, Paula de la Torre fue segunda en el Campeonato Autonómico de Campo a Través en categoría sub20, puesto que indiscutiblemente le dio el acceso a esta selección gallega. Pero su gran estado de forma va más allá. La mediofondista ya ha conseguido la doble marca mínima para el nacional de su categoría en el 800ml y en el 1500ml.

Desde el club les queremos desear mucha suerte a nuestros tres fondistas.

Hasta cinco representaciones en el Campeonato de España sub23

Hasta cinco representaciones en el Campeonato de España sub23

El sábado 15 de febrero empieza el Campeonato de España sub23 de Pista Cubierta. Su sede será en la Pista Cubierta “Carlos Gil Pérez” de la Ciudad Deportiva de La Aldehuela, en Salamanca. Hasta allí se desplazarán tres de nuestros atletas con sus correspondientes entrenadores.

Diego Casas intentará luchar por las medallas en lanzamiento de peso. A pesar de no ser su prueba por excelencia, hace poco mejoró su marca y se sitúa con el tercer mejor registro de todos los participantes. El atleta castellano-leonés, que acaba de conseguir la mínima para la Copa de Europa de Lanzamientos, buscará este fin de semana subirse a algún escalón del pódium para seguir afianzando su buen estado de forma.

Claudia Torres y Lucía Ferrer competirán por partida doble. Ambas se verán las caras en los 60m lisos. Será difícil, pero no imposible, su paso a la final. Además de la velocidad corta, Claudia Torres también participará en los 200m lisos, en los que también tendrá que estar entre sus mejores marcas para lograr pasar de ronda. Lucía Ferrer, además de los lisos, también estará en la línea de salida de los 60m vallas. En esta prueba sí tiene más posibilidades de hacer un buen papel y llegar a la final.

Desde la Sociedad Gimnástica de Pontevedra les deseamos mucha suerte.